Blogia
GND

El cofundador de Microsoft estrena el primer vuelo espacial privado

Un ingeniero y un millonario, el cofundador de Microsoft Paul Allen, se han unido para lanzar el primer cohete privado al espacio en busca de convertirse en los pioneros en el desarrollo del turismo espacial. El piloto es el estadounidense Mike Melvill, de 62 años.

Lunes, 21 junio 2004 - EUROPA PRESS

Burt Rutan, un ingeniero espacial, y Paul Allen han lanzado el 'SpaceShipOne', que aspira a volar 100 kilómetros hacia el espacio con el objetivo de romper el monopolio del gobierno en los viajes espaciales y, en una segunda etapa, ofrecer su travesía al público.

El lanzamiento se ha producido a las 15.47 hora española, cuando los vientos del desierto del Mojave (California) son menos fuertes. Una hora después del despegue, y cuando el avión se encontraba a una altura de unos 50.000 pies, el 'Caballero Blanco' ha soltado el SpaceShipOne, que viajará hasta una altura de 100 kilómetros en una trayectoria suborbital.

Si todo sale según lo previsto, al llegar a esa altura la tripulación pasará tres minutos sin gravedad, para regresar a la Tierra una hora y media después del despegue.

En el último vuelo de prueba, realizado el pasado 13 de mayo, el SpaceShipOne logró alcanzar una altura de algo más de 64 kilómetros.

Rutan es el ingeniero que en 1986 fue responsable del diseño de US Voyager, la primera nave espacial en viajar alrededor del mundo sin reabastecerse. Para este proyecto sedujo a Allen, un aficionado a la ciencia ficción, la astronomía y el espacio, que aportó cerca de 20 millones de dólares.

Si 'SpaceShipOne' logra tener éxito en este primer vuelo, sus organizadores planean repetir la experiencia 15 días después, esta vez con tres pasajeros a bordo.

El proyecto es cobrar unos 100.000 dólares el vuelo durante los primeros años del negocio y luego reducir la tarifa del billete hasta dejarlo en 10.000 dólares, para cuando otras compañías empiecen a ofrecer competencia, lo que se espera ocurrirá hacia el año 2010.

"Desde el vuelo de Yuri Gagarin y Al Shepard en 1961, todas las misiones espaciales han sido realizadas con un amplio y costoso esfuerzo gubernamental", dijo Rutan.

"Por el contrario, nuestro programa involucra a pocos y dedicados individuos que están concentrados exclusivamente en hacer accesible un viaje espacial", explicó Rutan, propietario de la compañía Scaled Composites que diseñó la nave.

Para la gente común

Rutan opinó que de no mediar un proyecto empresarial en la materia "el acceso al espacio seguiría fuera del alcance de la gente común. Los viajes del 'SpaceShipOne' cambiarán todo y alentarán a otros a introducirse en la nueva era de los viajes espaciales a bajo costo", vaticinó.

La empresa Scaled Composites es una de las 20 compañías convencidas de que existe un futuro en el turismo espacial y que compiten por convertirse en la primera en financiar en forma privada el envío de turistas a unos 100 kilómetros de distancia de la Tierra.

Las características del vuelo suborbital del 'SpaceShipOne' reduce los riesgos de lanzamiento y de regreso a la Tierra. Este particular prototipo de dos toneladas de peso y decorado con estrellas azules, podrá realizar un regreso menos arriesgado gracias a la capacidad de replegar sus alerones y reducir de ese modo la resistencia del aire, explicó Rutan.

Un piloto estadounidense de origen africano, Mike Melvill, estará al mando de la nave espacial. De 62 años de edad, este piloto es vicepresidente de la empresa Scaled Composites.

Se trata del mismo piloto que tuvo a su cargo el primer vuelo de ensayo del prototipo, el 13 de mayo pasado, en el que alcanzó una altitud de 64,43 kms, un récord para un avión privado.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres